La iluminación de los objetos y el metamerismo

El color que notamos cuando miramos un objeto realmente es el reflejo de la luz, si no existiese dicha iluminación, no existiría el color.

La iluminación de los objetos y el metamerismo

Dependiendo de la cantidad de luz que pueda atraer un objeto y que pueda reflejar, nuestra visión notará que tiene un color u otro. Es algo que tenemos que tener en cuenta, sobre todo cuando se trabaja con impresión de diseños, ya que dependiendo de donde esté ubicado, se verá de una manera u otra. Nunca veremos de la misma manera una manzana iluminada por la luz del sol del mediodía que por una bombilla. A este fenómeno se le llama inconstancia de color.

En la actualidad, existen varios fenómenos provocados por la luz que pueden distorsionar la manera de percibir un color. El metamerismo o metamería es uno de esos fenómenos, ya que donde existen dos muestras de color que aparentemente son iguales, bajo una fuente de luz diferente no lo son. Esto es debido a la reflectancia espectral cuando observamos una muestra de color.

Durante las pruebas que se suelen realizar con estas técnicas se utiliza la luz del día como la más importante para comparar colores, es la más usada comúnmente, ya que su espectro contiene todos los colores y nos permite una mejor observación de ellos.

Cada objeto dispone de una reflectancia especial que dependerá del origen de luz que se desprenda en él y devolverá reflejada la parte de esa luz aplicada que no es capaz de atraer. Por este motivo, los objetos capaces de atraer prácticamente todo el espectro los vemos negros y aquellos que no absorben ningún color se muestran blancos.

Los diferentes tipos de metamerismo

Dependiendo del grado del metamerismo, se pueden encontrar:

  • Iluminancia: es la forma de metamerismo más común. Se da cuando dos objetos son vistos de la misma manera, cuando son vistos con un tipo de luz, pero sin embargo no coinciden cuando son iluminados de diferente manera.
  • Observador: ocurre cuando se observa un cuerpo bajo las mismas condiciones de distancia, ángulo e iluminación. El color puede percibirse idéntico para una persona, mientras que para otra no. Este tipo se considera uno de los más relativos.
  • Geométrica: si tenemos dos muestras de color idénticas, se pueden ver diferentes si el ángulo de visión cambia, en este caso se debería a la reflectancia de los materiales que pueden contener.
  • De distancia o de campo: en este caso se mantienen las condiciones de iluminación, sin embargo, nos podemos percatar de la diferencia cuando varía la distancia del observador y la posición del objeto en cuestión.

En lo referente a iluminación, al existir el metamerismo, algunas industrias como la textil o impresión, han tenido que buscar métodos como brillómetros o colorímetros para mejorar su calidad y empequeñecer el efecto de color del metamerismo a la hora de la fabricación.

Para saber más.

Contacto